El silencio también es periodismo

Callar también es informar. Filtrar la propaganda de la información es la decisión más importante. ¿Por qué publicar todo lo que los políticos quieren si no aporta valor para los ciudadanos y el debate público? ¿Por qué se distingue tan mal la propaganda de la información en los medios de comunicación?

¿Cuánto tiempo tardarán esta vez los directores de los medios en consensuar una postura común como la pedida ya varias veces por la APM, algunas organizaciones de periodistas catalanes y otros profesionales en varias ocasiones?

La respuesta, señores directores es fácil. Sé que temen el vacío, que otros diarios de filiación contraria violen las prevenciones y den pábulo a los políticos, que militantes enojados los acusen, que sus accionistas se cabreen por las llamadas del poder y que algún director general sienta temblar la publicidad institucional, tan necesaria en estos días de crisis y a la que tan mal acostumbrados están los medios.

Pero se pueden tomar muchas medidas para acabar con el periodismo figurante y mejorar la información y la democracia.

Ejemplos:
1. No informar de ningún acto ni publicar manifestaciones
realizadas sin posibilidad de preguntas y acceso abierto de los periodistas a la
información.
2. Publicar siempre las condiciones en las que se realizan los
actos oficiales, con qué presupuesto y quién paga y organiza, quiénes son los
asistentes y con qué finalidad se celebran.
3. Exigir la entrega de todos los
documentos, estudios o pruebas a las que se aluda y ponerlas a disposición del
público.
4. Hacer constar siempre la disponibilidad de los comparecientes
para aceptar preguntas. Especificar si alguna relevante no ha sido
respondida.
5. Reducir drásticamente los entrecomillados y declaraciones de
los políticos, especialmente en los titulares y entradillas.
6. Informar más
de qué se hace y menos de qué se dice. Sostener el seguimiento y la evolución de
las promesas, proyectos y otros futuribles de los cargos públicos.
Como estas
caben muchas más medidas, simples y efectivas, para mejorar la información y la
democracia. Pero ninguna es factible sin coraje y voluntad periodística y
ciudadanas.

Puede ver el artículo completo en http://periodistas21.blogspot.com/

No hay comentarios: