Cae la producción petrolera en México

La producción petrolera de México está a la baja. De acuerdo con cifras oficiales, en los últimos cinco años la extracción de crudo se redujo 21%, una tendencia que no se detendrá en el corto plazo señalaron analistas.

Una de las razones de la caída es el declive del mayor yacimiento marino del mundo, Cantarell, cuya producción ha caído 61%, reconoció la empresa estatal Petróleos Mexicanos.
Estadísticas oficiales indicaron que la extracción total de crudo en el país bajó de 3.4 millones de barriles diarios en 2004 a 2.7 millones en 2009.

Las reservas probadas son de 10.4 mil millones de barriles.
De acuerdo con la agencia de información de energía de Estados Unidos (EIA), de mantenerse la tendencia a la baja México podría convertirse en importador de hidrocarburos a partir de 2020.

Para compensar las pérdidas, Pemex ha invertido US$ 2.000 millones para estabilizar el declive de Cantarell, además de aumentar la producción en otros yacimientos.

La extracción de crudo en estas zonas será "a ritmos moderados", ha dicho el director de la empresa, Jesús Reyes Heroles.

El golpe inmediato
Esto plantea un nuevo escenario político para el gobierno mexicano, advirtieron analistas.
"Tendrá que diseñar acuerdos políticos para reformas fiscales que permitan obtener recursos adicionales", dijo a BBC Mundo Fabio Barbosa, del Instituto de Investigaciones Económicas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Las reformas legales vinculadas con Pemex se aprueban en la Cámara de Diputados, que a partir de septiembre será controlada por el opositor Partido Revolucionario Institucional.

Analistas consultados por BBC Mundo señalaron que México puede aumentar su producción petrolera, pues existen yacimientos importantes en la zona del Golfo de México.

Esperanzas
La empresa estatal ha detectado otros sitios con importantes reservas probadas, como Chicontepec, Veracruz, al oriente de México, que podría aportar 50 mil barriles diarios a la producción nacional.

"Hay grandes expectativas en las exploraciones del Golfo de México porque pueden cambiar el panorama actual del país", señaló el investigador Barbosa.

La extracción petrolera en esa zona se realizaría a 3.000 metros de profundidad.
Para extraer el crudo se necesitan recursos adicionales a los que Pemex destina actualmente, pero las leyes mexicanas limitan la inversión privada en ese sector, recordó Barbosa.
De hecho, la Constitución de este país establece que el petróleo y sus derivados son bienes públicos. Desde 2000 ha habido intentos para modificar este mandato, pero los partidos opositores y movimientos ciudadanos lo impidieron.

Números rojos
Por lo pronto, desde hace varios años los balances financieros de Pemex registran pérdidas, que en 2008 fueron de US$8.100 millones según reportes de la empresa.

Los números incluyen la caída en el precio internacional para el barril de petróleo.

Analistas consultados por BBC Mundo indicaron que detrás de los números rojos existe una mezcla de factores como el descenso en la producción, la ausencia de inversión para mejorar el trabajo de la empresa y la fuerte carga impositiva que atiende.

En 2008 la ganancia total de Pemex fue de US$48.000 millones, pero pagó impuestos por US$56.000 millones.

Además, la empresa estatal ha reconocido que su deuda es de US$42.000 millones.
El ministro de Finanzas, Agustín Carstens, ha rechazado que la carga fiscal sea el motivo de la crisis en Pemex.

No hay comentarios: